Controla tu vida con mindfulness

Tu cuerpo está en el presente pero ¿y tu mente? Este es el concepto básico del mindfulness, una práctica de origen budista, que se aleja de la religión para aportar un enfoque pragmático de la tradicional meditación.

En la mayoría de los casos, el estrés y sufrimiento procede de pensamientos sobre posibilidades futuras que nos atormentan. Estar pendientes de peligros es innato en el ser humano pero no debe convertirse en un problema, haciéndonos sentir estrés o ansiedad. Debemos conseguir encontrar un punto de equilibrio entre el pensar en el ayer o el mañana sin que nos impida actuar en el presente.

Se recomienda practicar esta técnica una media hora al día, en la que nos sentaremos de forma relajada y utilizaremos la meditación para que nuestro cuerpo y mente se ubiquen en el presente, alejando todo tipo de pensamiento de nuestras cabezas y enfocándonos en la respiración y el ahora. Con ello conseguiremos reducir el estrés y la ansiedad y aumentar nuestro autocontrol, según un estudio publicado en Journal of Internal Medicine.

Además de la meditación y el esforzar nuestra mente a concentrarse en el momento vivido, muchos psicólogos también recomiendan ejercicios mentales ante situaciones de adversidad. Por ejemplo preguntarnos, ante una posible situación futura que nos cause estrés, ¿qué es lo peor que puede pasar? y entender que, siendo lo peor, tampoco es tan malo. Es importante aceptar aquello que no podemos cambiar y manejar aquello que sí podemos.

Para aquellos que se inicien en esta técnica, es recomendable que empiecen realizándola durante un breve periodo de tiempo y vayan aumentando poco a poco a lo largo del tiempo. Si ves que no tienes tiempo, no olvides que el mindfulness se puede realizar en cualquier lugar. Puedes, por ejemplo, acercarte a una de nuestras máquinas vending y mientras te pides un snack descansas y te sientas, respiras hondo y te concentras en el presente, olvidando todo pensamiento o sentimiento más que la vivencia del ahora. Solo necesitas un minuto para empezar!

Dibujos en vasos de papel para capturar momentos

Cada año aumenta el uso de móviles y redes sociales y en nuestros viajes no queremos perdernos la oportunidad de compartirlos con el mundo. Pero¿y si en lugar de fotografías compartiésemos dibujos? Eso es lo que ha hecho un artista turco de 22  años llamado Berk Armagan. 

Berk Armagan da la bienvenida a su web contando su historia: “Mi sueño es caminar rodeando el mundo. He recorrido 18 países y 35 ciudades. Dibujo el icono cultural de las ciudades.” Un artista trotamundos que saca dinero vendiendo sus obras con el fin de conseguir su sueño: viajar por todo el mundo. 

Lo cierto es que este artista se ha hecho viral por su originalidad a la hora de capturar recuerdos. Pequeñas obras de arte en vasos de papel que guardan un recuerdo de sus aventuras desde su punto de vista, desde su visión como artista.

Una publicación compartida de seyyahart (@seyyahart) el

“Viajar convierte a las redes sociales indispensables en una dimensión diferente. ¿Quién de nosotros no ha compartido una foto o una declaración de los lugares que visita? “ Aunque es cierto que él lo hace de forma distinta, entiende la implicación y necesidad de la sociedad de compartir con nuestros seres queridos los buenos momentos que vivimos y lugares que visitamos, haciendo a todo el mundo partícipe de lo mismo. Nuestro protagonista utilizó el viaje y el arte como una forma de escapar de la monotonía justo cuando acabó la secundaria, tal y como explica en su web. 

En un principio realizó los vasos para sus amigos pero descubrió que a la gente le gustaba y empezó a venderlos. “Entré en una aventura sin fin. Lejos de la monotonía en un viaje a lo desconocido. Esta es mi historia. Mis queridos lectores”. Una historia curiosa, arriesgada y emocionante. Le deseamos lo mejor a nuestro gran artista y esperamos que cumpla su sueño! 

Amamos las expendedoras y la buena comida. Hablamos de lo que nos apasiona y te lo contamos desde nuestro particular punto de vista.